Los efectos del cortisol en el organismo

💜 Comparte amor 💜

El cortisol:  hormona del estrés

 

 

El cortisol es una hormona producida por las glándulas suprarrenales, ubicadas encima de los riñones. Se considera parte del sistema endocrino y desempeña un papel crucial en el organismo.

Su función principal es ayudar al cuerpo a responder a situaciones de estrés y amenaza, preparándolo para enfrentar o escapar de ellas.

Cuando nos encontramos en una situación estresante, ya sea física o emocional, el cerebro envía una señal a las glándulas suprarrenales para que liberen cortisol en el torrente sanguíneo. Esta respuesta se conoce como la «respuesta al estrés» o la «respuesta de lucha o huida».

El cortisol tiene varios efectos importantes en el organismo durante estas situaciones de amenaza.

 

Efectos del cortisol en la salud

 

Aunque es una hormona vital para el funcionamiento normal del organismo, el exceso prolongado de cortisol puede tener efectos negativos en la salud.

A continuación, de sus efectos del cortisol en la salud:

Movilización de energía

El cortisol aumenta los niveles de glucosa en sangre al estimular la liberación de glucógeno almacenado en el hígado. Esto proporciona un impulso de energía adicional para hacer frente a la situación estresante.

Supresión del sistema inmunológico

El cortisol tiene propiedades inmunosupresoras, lo que significa que inhibe la respuesta inmunológica del cuerpo. Esto puede hacer que una persona sea más susceptible a infecciones y enfermedades, ya que el sistema inmunológico no puede funcionar de manera óptima.

Aumento del riesgo de enfermedades cardiovasculares

Los altos niveles de cortisol pueden contribuir al desarrollo de enfermedades cardiovasculares. El cortisol puede elevar la presión arterial, aumentar los niveles de colesterol y promover la acumulación de grasa abdominal, lo que aumenta el riesgo de enfermedades del corazón, hipertensión y accidentes cerebrovasculares.

Alteraciones en el metabolismo

El cortisol puede influir en el metabolismo de manera negativa. Puede aumentar la producción de glucosa en el hígado y promover la resistencia a la insulina, lo que puede conducir a un mayor riesgo de desarrollar diabetes tipo 2 y problemas relacionados con el metabolismo.

Trastornos del sueño

El cortisol juega un papel importante en la regulación del ciclo del sueño-vigilia. Los niveles elevados de cortisol pueden interferir con el sueño, provocando insomnio o dificultades para conciliar el sueño. A su vez, la falta de sueño adecuado puede afectar negativamente la salud en general.

Problemas digestivos

El cortisol puede afectar el sistema digestivo, causando síntomas como acidez estomacal, indigestión, cambios en el apetito y aumento de la sensibilidad intestinal. El estrés crónico y los altos niveles de cortisol también se han asociado con trastornos gastrointestinales como el síndrome del intestino irritable.

Desequilibrios emocionales

El cortisol puede influir en el estado de ánimo y las emociones. Niveles elevados y prolongados de cortisol pueden contribuir al desarrollo de trastornos del estado de ánimo, como la depresión y la ansiedad. También puede afectar la memoria y la capacidad de concentración.

Impacto en la salud mental

El estrés crónico y los altos niveles de cortisol están asociados con un mayor riesgo de desarrollar trastornos de salud mental, como trastornos de estrés postraumático y trastornos de ansiedad. Además, pueden empeorar los síntomas en personas que ya padecen trastornos mentales.

Afecciones dermatológicas

La conexión entre el estrés y la piel es compleja, y se ha observado que el estrés crónico puede contribuir al desarrollo o empeoramiento de diversas afecciones cutáneas. Se ha comprobado que el cortisol puede contribuir al desarrollo o empeoramiento de diversas afecciones cutáneas como el acné, psoriasis o envejecimiento prematuro, entre muchos otros.

 

Prevención y tratamiento del desequilibrio del cortisol

 

Existen medidas preventivas y opciones de tratamiento que pueden ayudar a mantener un equilibrio hormonal saludable. Aquí hay algunas estrategias que pueden ayudar a prevenir y tratar el desequilibrio del cortisol:

 

  • Manejo del estrés: el estrés crónico es una de las principales causas del desequilibrio del cortisol. Aprender técnicas efectivas de manejo del estrés, como la meditación, el ejercicio regular, la respiración profunda y la práctica de actividades relajantes, puede ayudar a reducir los niveles de estrés y regular el cortisol.
  • Establecer límites y prioridades: aprender a establecer límites adecuados en el trabajo y en la vida personal, y establecer prioridades claras, puede ayudar a reducir el estrés y evitar la sobrecarga que puede desencadenar un desequilibrio del cortisol.
  • Mantener un estilo de vida saludable: adoptar un estilo de vida saludable, que incluya una alimentación equilibrada, dormir lo suficiente, hacer ejercicio regularmente y evitar el consumo excesivo de alcohol y tabaco, puede ayudar a mantener un equilibrio hormonal adecuado, incluido el cortisol.
  • Terapia de relajación y reducción del estrés: la terapia de relajación/meditación, como la terapia cognitivo-conductual, la terapia de relajación muscular progresiva y la terapia de biofeedback, puede ayudar a reducir los niveles de estrés y regular el cortisol. Aquí te dejo una guía para aprender a meditar sin necesidad de conocimientos avanzados.
  • Descanso adecuado: dormir lo suficiente y tener un sueño de calidad es crucial para regular los niveles de cortisol. Establecer una rutina de sueño regular, crear un ambiente propicio para el descanso y evitar la estimulación antes de acostarse puede ayudar a mejorar la calidad del sueño.
  • Apoyo emocional: el estrés crónico a menudo está asociado con problemas emocionales. Buscar apoyo emocional a través de terapia individual o de grupo, hablar con amigos y familiares de confianza, o participar en actividades que brinden alegría y bienestar emocional puede ayudar a reducir el estrés y regular el cortisol.

 

 

Si te ha gustado éste tipo de contenido, me ayudarías muchísimo si me lo haces saber dejando tu comentario más abajo.

Comparte para que llegue a más gente y de esa pueda seguir aportando contenido de calidad a éste portal web informativo.

¡Gracias!


 

¡Suscríbete para no perderte nada!

 


 

Deja tu comentario...

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Esta entrada tiene 2 comentarios

  1. Gabriela

    Muchas gracias. Me encantó